Cerrar

Utilizamos cookies de terceros para mejorar tu experiencia, personalizar y analizar tu navegación. Si sigues navegando, consideramos que aceptas su uso. Para cambiar la configuración u obtener más información consulta la Política de cookies

  • research
  • Points de vente
  • Tienda Online
  • Mi piel

Masaje anti-celulítico: los buenos hábitos para luchar contra la celulitis

¿Tratamiento de choque contra la celulitis? Una buena crema reductora y… un masaje eficaz. Para superar el reto, nos centramos en la mejor forma de dar un masaje para deshacerse de la celulitis.

Ya seamos delgadas o con curvas, sabemos que la celulitis afecta a todos los tipos de mujer. Y para quitarte el sentimiento de culpa, ten en cuenta que el 80% de las mujeres tienen celulitis. Para que el masaje nos aporte resultados inmediatos y duraderos se necesitan unas manos expertas y una crema reductora. Así que, ¡retoma el placer de cuidar tu cuerpo! ¿Cómo? Simplemente con tus manos y siguiendo los consejos de Gil Amsallem, fisioterapeuta autor de una guía de automasaje.

La táctica perfecta para conseguir tus objetivos anti-celulitis


Para comenzar, debemos conocer el tipo de celulitis. La celulitis puede ser adiposa cuando se debe a un exceso de acumulación de grasa, fibrosa en el caso de disfunción del colágeno o con retención de líquidos cuando se tiene una mala circulación sanguínea y domina la linfática. La gran variedad de técnicas manuales que existen permiten trabajar sobre todos los frentes y atacar eficazmente las zonas afectadas.  Estas maniobras favorecen la descongestión de las células grasas, la dispersión de los líquidos, la tonificación de la piel y el tejido muscular. Actuar sobre estos fenómenos en conjunto permite mejorar el estado de la piel. 

¿Dispuesta a trabajar a largo plazo? ¡Pasa a la acción! 5 días a la semana, mañana y noche, 10 minutos de automasaje junto a la aplicación de tu crema reductora y los resultados ¡aparecen!

Un auténtico arsenal de técnicas


Empezando por los pies, sube lentamente las manos hasta llegar a las caderas. Repite el movimiento 20 veces de delante a atrás, desde la parte interior a la exterior de las piernas… ¡Así es como tu figura se va definiendo!

Una vez que la circulación cutánea se ha reactivado, vacía las células con exceso de líquido realizando movimientos simples de presión y depresión. Realiza estos movimientos en todas las cavidades del cuerpo como la planta del pie, la corva, desde la ingle a la clavícula, la axila, la garganta... Es necesario llegar muy arriba para desbloquear la zona de los ganglios. La presión debe ser suave, rítmica y repetitiva. Realiza de 3 a 5 bombeos por zona. 

Una vez que la circulación cutánea se ha reactivado, vacía las células con exceso de líquido realizando movimientos simples de presión y relajación. Realiza estos movimientos en todas las cavidades del cuerpo como la planta del pie, la corva, desde la ingle a la clavícula, la axila, la garganta... Es necesario llegar muy arriba para desbloquear la zona de los ganglios. La presión debe ser suave, rítmica y repetitiva. Realiza de 3 a 5 bombeos por zona. 

En el mismo sentido que los grandes movimientos, peina la piel, siempre de abajo a arriba, con los 5 dedos de la mano separados. Realiza estos movimientos por todo el cuerpo, ya que actúan para favorecer la microcirculación. 

Terminamos con la modelación del cuerpo, masajeando con el famoso "palpado rodado" para ocuparte de la calidad y salud de tu piel. Pellizca la piel con el pulgar y el índice, tira hacia arriba y gira longitudinal y trasversalmente. Es muy eficaz en las cartucheras, la cara interna del muslo, la cintura, el abdomen y también debajo del brazo. El palpado rodado redefine visiblemente la piel, genera endorfinas que modifican el sistema nervioso central, reduce el impacto medioambiental y calma los dolores.

Últimos empujones contra la celulitis


Aprovecha las vacaciones. Aprovecha los baños en el mar o la piscina para dar patadas, pedalear, pasear en la orilla con el agua por los tobillos o descalza por la arena, de esta manera estimulas la circulación desde los pies hacia el corazón.

Pon en práctica todas estas técnicas y así optimizarás la aplicación de tu tratamiento reductor.

La Redacción

Nuestro producto icónico

Más leídos

go to top