Cerrar

Utilizamos cookies de terceros para mejorar tu experiencia, personalizar y analizar tu navegación. Si sigues navegando, consideramos que aceptas su uso. Para cambiar la configuración u obtener más información consulta la Política de cookies

  • research
  • Points de vente
  • Tienda Online
  • Mi piel

Ideal Skin Blog

CAPILAR

Cuando la caída de cabello
se convierte en un problema

Con

Pascale MoraPascale MoraOficial de Comunicaciones Científico Vichy

A todos nos ha pasado que al lavarnos la cabeza o incluso levantarnos de la cama, descubrimos algunos cabellos sopechosos en la ducha o en la almohada …pero, ¿cuándo debemos empezar a preocuparnos seriamente por la caída?

Laura García Urosa, responsable científica de Laboratorios Vichy, nos desvela los secretos del ciclo del cabello : « alrededor del 90 - 95% del cabello de una persona sana está en fase de crecimiento, el 5 ó 10% restante está inactivo y a punto de caer. Afortunadamente el ciclo de cada folículo piloso es diferente ; es decir, nunca se pueden caer todos los cabellos a la vez ». Según García Urosa, es normal perder entre 50 y 100 cabellos al día. Sin embargo, si al levantarnos la almohada está cubierta de pelo o en la ducha sentimos que se nos cae más de un puñado, quizá sea el momento de consultar con un experto y poner freno a la caída.

Las homonas, las culpables

Por un tema hormonal, todos los mamíferos, incluidos los humanos, perdemos más cabello en otoño. La testosterona, hormona masculina causante de la presencia de pelo en los hombres, es a la vez la culpable de que se caiga. Las hormonas tienen mucho que ver también con el estado del cabello de las embarazadas. Hasta que sus niveles de estrógeno se estabilizan, la caída entre las mujeres que acaban de dar a luz  es muy habitual. Este proceso es temporal y se regula al cabo de algunos meses. Los factores emocionales son igualmente determinantes  en la caída de cabello: haber sufrido situaciones de estrés intenso pueden provocar una caida repentina unos 4 meses después del suceso desencadenante. Sin embargo, en cuanto nuestro estado de ánimo y organismo se recuperan, el cabello retoma su ritmo habitual.  

Por tanto, si notas que tu cabello se cae más de lo normal pero, sobre todo, si lo notas con menos densidad y mucho menos poblado, consulta con tu dermatólogo o farmaceutico para que te asesore sobre la mejor opción para frenar la caída. Todo tiene solución.

La recomendación de Vichy